La detección de un caso de cólera en la ciudad de Reynosa obligó a la Secretaría de Salud a decretar una alerta a las unidades clínicas tanto de esa instancia como del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y del Instituto de Seguridad Social al Servicio de los Trabajadores del Estado (ISSSTE). 

Se reveló en un informe oficial que en Reynosa se detectó un caso de cólera, pero la dependencia del ramo mantiene la información bajo reserva.

Los oficios de alerta sanitaria ya llegaron a las direcciones de las instituciones de clínicas oficiales.

De acuerdo a los parámetros sanitarios, en México por cada caso de cólera se pueden generar hasta 200, aunque no ha sido dada a conocer la información de manera oficial por las instituciones oficiales.

El cólera generalmente era un padecimiento de países muy pobres como la India y Lagos de África.

En México repuntó este padecimiento a partir de la década de los 80´s, pero en esa ocasión los brotes que iniciaron en Huejutla, Hidalgo, fueron controlados. 

El padecimiento causó alarma en ese entonces, pero gracias a la rápida intervención de las autoridades de Salud fue controlado este padecimiento.

En la zona entre San Luis, Veracruz y Tamaulipas se establecieron en ese entonces cercos sanitarios para desinfectar casas, barrios y restaurantes.

Los vendedores ambulantes en esa ocasión eran los más reacios a participar, pero finalmente la enfermedad fue controlada hasta el mínimo.

El cólera lo produce un vjrus llamado Vibrion Cholerae, el que genera aumento de temperatura y comportamiento irregular del sistema intestinal del orgasnismo, generándose fuertes diarreas y si no se trata oportunamente puede provocar hasta la muerte del paciente.