Reynosa.- Como un atleta de cien metros planos, un cubano desafió a las autoridades migratorias estadounidenses y se metió a Hidalgo, Texas corriendo a gran velocidad sorprendiendo a los oficiales de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP).

El hecho ocurrió alrededor de las 16:30 horas, cuando un ciudadano cubano cruzó por el carril peatonal del puente de acceso a Reynosa, en sentido contrario, se metió hasta las casetas de Hidalgo, Texas en su cruce de vehículos hacia México.

El oficial que alcanzó a reaccionar y perseguirlo no logró atraparlo y el migrante llegó a cruzar las casetas de peaje, ya a un lado de las oficinas del Servicio de Inmigración (Inmigración y Aduanas).

Por este incidente el puente Reynosa-Hidalgo volvió a ser cerrado a la circulación por espacio de una hora.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí